LA SETA

LA SETA

Pedro Fleitas González

Ella tenía 14 años el 6 de agosto de 1945 y después de haber sobrevivido afirma: “No podríamos vivir en este mundo si no pudiésemos olvidar”.

La potencia de pikadon (como los japoneses llaman al destello de la bomba) era el equivalente a 13 mil toneladas de TNT.

Ya lo dijo Hatsumi Sensei durante el Taikai celebrado en Buenos Aires en el año 1993: “el olvido es condición indispensable para el ser humano”

Todos tenemos muchas cosas que olvidar y muchas otras que recordar. Muchas hay que rescatarlas del olvido para ser recordadas y una vez vencidas arrojadas al océano del nunca.

Como misión relevante acaece el rescatarse a si mismo. Hatsumi Sensei en sus clases, con una simpleza abstracta muestra el camino, da referencias. Este concepto de lo abstracto, de lo que no es tangible, de lo incomprensible, de lo que está más allá de lo humano y está más cerca de la espiritualidad es lo que se denomina mukei[1]. Este concepto está íntimamente atado al concepto de muto[2].

En nuestro andar nos agarramos con fuerza a ideas creadas por nosotros mismos con la excusa de la supervivencia. A veces este aferramiento es tan brutal que cuando no podemos inventar las ideas, ni las palabras nos agarramos a nuestra propia piel y pasa a ser un acto de total auto hostilidad en donde uno mismo se descuartiza. Estas cicatrices, si bien están lejos de las causadas por la bomba atómica arrojada sobre Japón en 1945 también dejan huellas.

 

Fue la explosión aquel mes de agosto, aún así los efectos colaterales han durado hasta nuestros tiempos. Es el horror que nos refleja. Los japoneses a veces dicen “la seta” para recordar el trazo que dibujó aquella barbarie.

Lo que aprendemos en el dojo cuando entrenamos es como el dedo que nos guía para no perdernos en nada ni en todo. Construimos castillos de papel olvidando que son origami [3] más que un escudo protector real, aun así, los construimos porque tenemos que justificar que lo que hacemos es lo correcto.

Al pilotar un avión tenemos que considerar como una posibilidad el aterrizaje forzoso. Al pilotar un proyecto tenemos que considerar como una posibilidad un cambio forzoso. El piloto de la nave estará feliz si salva la vida de los pasajeros y tripulación y obviamente la suya. Aún si solo la suya es la que se salva no va a divagar culpando a los pasajeros de tal situación.

Quien pilota proyectos idénticamente no debería perder su tiempo en culpar a los pasajeros de dicho proyecto de su aterrizaje forzoso, especialmente si todavía se mantiene con vida.

En aquella tragedia de 1945, tras la gran explosión y la oscuridad que continuó aún así con la piel deshilachada, los gritos, el dolor muchas madres, muchos padres agarraron a sus hijos y corrían despavoridos hacia cualquier lugar.

Dedico estas palabras a las víctimas de cualquier barbarie humana.

[1] Abstracto, incomprensible.

[2] Generalmente unido a la idea de desarmar a un adversario con espada u hoja blanca.

[3] El origami (折り紙, origami) o papiroflexia es un arte que consiste en el plegado de papel sin usar tijeras ni pegamento para obtener figuras de formas variadas, muchas de las cuales podrían considerarse como esculturas de papel

EL NINJA Y LA SALUD

EL NINJA Y LA SALUD

Hatsumi Sensei en su libro “el ninja moderno” escribió hace más de 25 años algunas anotaciones simples sobre la importancia que para el ninja tenía mantener la salud y como con sus conocimientos era requerido para poder ayudar en ciertas enfermedades y dolencias en los pueblos que residían o en los que se encontraba de misión. Tenían conocimientos del cuerpo, de su funcionamiento. Prestaban atencióna a la alimentación, conocían las hierbas medicinales y técnicas de masaje que no dudaban en aplicar en personas que las necesitaban. El texto que adjunto ahora proviene del libro citado, por lo cual aconsejo que se lea y vea los dibujos en dicha obra con más detenimiento.

Que disfruten,

Pedro

P.D: recuerden son ideas y conocimientos que provienen de enseñanzar orales y escritas de más de 2000 años.

 

REVELAR EL MAYOR SECRETO

El primer punto importante para mantener un cuerpo sano
es tener sanas la espalda y las piernas. Para ello, los ninjas
practicaban de un modo continuo un método de defensa
conocido entre ellos como «Hichibuku». Se realiza en parejas.
Este método que tiene alguna relación con el hipnotismo y la
respiración, tiene la particularidad de que se puede practicar en
cualquier sitio. Lo que voy a explicar a continuación me lo reveló
el maestro Takamatsu directamente.


En primer lugar, mantener limpio el riego sanguíneo.
Para aquellos que practicaban «Hichibuku», el uso de
medicinas y caulquier utensilio médico era algo prohibido. El
practicante, a través de su propia hipnosis, movía el cuerpo según
lo se lo ordenaba la propia naturaleza, de este modo mejoraba
la circulación del riego sanguíneo y evitaba posibles
enfermedades. Por naturaleza las enfermedades afectan a la
mente y al cuerpo, según el budismo, el hombre tiene 44.000
pecados o penas por la que luchar en vida, una vez que haya
caido en alguna de ellas salvar su cuerpo y mente es casi
imposible. Por ejemplo, cuando un hombre tiene que declararse
a una mujer y no es capaz, el cuerpo reacciona en consecuencia:
Se estimula el sistema nervioso en exceso, la sangre fluye a
borbotones y la circulación no es la adecuada para el organismo.
Cuando los problemas nos ocupan la mayor parte del tiempo,
las preocupaciones nos impiden digerir bien los alimentos,
saborearlos y hacer una buena digestión. El sistema digestivo
no funciona bien y se produce una mayor acidez en el éstomago
que terminará provocando malestar y como consecuencia, nos
desaparece el apetito enseguida.

Para tener una buena circulación de la sangre hay que
mantener una mente y un cuerpo sanos desde el principio. Para
ello, de un modo progresivo, hay que ir despojando al organismo
de todos aquellos alimentos y hábitos que de uno u otro modo
ensucien el «riego sanguíneo» del cuerpo y la mente. Cuando el
sistema circulatorio no fluye con regularidad se produce cierta
debilidad en sus venas y arterias, de este modo, si el flujo
sanguíneo se frena se originan serias enfermedades. Cuando el
daño se produce en el cerebro los resultados pueden ser
catastróficos, desde trastornos mentales hasta una apoplejia,
llegados a este punto hay riesgo de sufrir una parálisis corporal
y perder el uso de las extremidades. Cuando el sistema digestivo
no trabaja bien, ese malestar se transmite a otras partes del
organismo. El estómago reacciona en consecuencia, los
intestinos también se sienten afectados, entonces los síntomas
más inmediatos son la aparición de un fuerte extreñimiento, o
en algunos casos descomposición del vientre. Se puede pensar
que el hígado y el páncreas también se pueden ver afectados, en
este caso, el malestar se extiende por todo el cuerpo. Para limpiar
la circulación sanguínea existen medicinas e inyecciones que
ayudan desde el momento en que se hace uso de ellas, pero
para la causa que crea la obturación del flujo sanguineo puede
ser demasiado tarde. Llegados a esta situación lo único
recomendable parece ser operar, pero estamos de acuerdo en
que «abrir» a un hombre con un bisturí tampoco paracer ser lo
que la Naturaleza nos aconseja. Por otra parte, el método
«Hichibuku» que practicaban los ninjas se basaba en los dictados
de la Naturaleza y los buenos sentimientos del hombre hacia
sus semejantes.


Despacio y en silencio
Para realizar con éxito el método anteriormente citado,
voy a dar unas indicaciones que aconsejo especialmente cuando
se aplica a personas mayores. De cualquier modo, es necesario
realizarlo sin movimientos violentos ni emplear demasiada
fuerza. En todo momento quien dirige la operación debe
adaptarse a las necesidades del cuerpo que se le ofrece.

1. El masajista se desinfecta las manos.
2. El paciente relaja su cuerpo y se deja hacer sin
interferencias.
3. El masajista empieza a realizar su trabajo con
movimientos suaves, el tiempo total aconsejable suele ser de
diez a quince minutos.
4. El masajista aumentará la presión en sólo aquellos
puntos que el cuerpo del paciente se lo insinúe. (según su
reacción al dolor, posición de los músculos,etc.)
5. Según el tipo de paciente el tratamiento varía, no es lo
mismo tratar a una persona enferma crónica que a alquien que
está enfermo momentáneamente. La presión y el tiempo de
duración dependen del paciente.

6. Con el fin de calmar al paciente se le realizarán
ejercicios en los dedos, abriendo y cerrándolos ritmicamente.
7. El masajista debe estar relajado y no dejarse llevar por
otros pensamientos ajenos al tratamiento.
8. Antes de realizar el tratamiento, el masajista debe
reconocer la columna vertebral del paciente, saber si ha sufrido
operaciones, qué enfermedades ha sufrido y proceder con la
máxima cautela en aquellos puntos donde el dolor repercuta.
9. En caso de que el paciente tenga algo de fiebre
suspender el tratamiento y prestar especial atención a la comida.
10. El masajista realizará presión en los diversos puntos
de la parte inferior del cuerpo, al mismo tiempo, el paciente irá
contando en voz baja siguiendo las indicaciones del masajista.
La correcta realización de este punto ayuda a relajar e incluso a
dormir al paciente.
11. A aquellas personas que nunca han recibido un masaje,
es recomendable tratarlas con especial cuidado. Es necesario
sentirse identificado con las reacciones del cuerpo del paciente.
En todo momento el masaje debe ser agradable, sin obligarle a
aguantar el dolor. Cuando se identifique la parte enferma se
procederá con cuidado, en ese punto el flujo sanguíneo no es
normal, pero afecta a todo el organismo, por esta razón, el masaje
debe realizarse en todo el cuerpo. Para ello se aplicará el
tratamiento con el dedo gordo, con tres dedos o el canto de la
mano, según la situación lo requiera. Cuando el dolor de
hombros y de cabeza se ha producido por cansancio, se
recomienda aplicar el masaje sólo en esos puntos determinados.
Medula espinal. Todas las enfermedades suelen tener
relación con las irregularidades que sufra la medula espinal.
Para compensar esos desajustes en la columna es recomendable
proceder con cuidado y golpear de cien a ciento cincuenta veces
suavemente, hasta colocar correctamente las vértebras que
producen el dolor. Especialmente es recomendable tratar las
vértebras lumbares más inferiores con el dedo gordo, incluso,
golpearlas suavemente con el canto de la mano ayuda a mejorar
los posibles problemas de circulación.

Cuando existen problemas de estómago, por lo general, las vértebras
dorsales 5 ~ 11 suelen destacar por debajo de la piel,
sobresalen como pequeñas judias en la columna vertebral. En
este caso es recomendable golpear con el canto de la mano,
ligeramente y masajear con el dedo gordo los músculos adyacentes
a lo largo de toda la columna. El paciente debe estar
tumbado boca abajo en una posición cómoda, con los brazos
extendidos y sobre una superficie agradable pero rígida, un colchón
en el suelo, una camilla, etc. El masajista debe situarse
encima del paciente, sin sentarse, con las rodillas a ambos lados
del paciente. Durante un minuto aproximadamente le presionará
los músculos del cuello con el dedo gordo, haciendo
movimientos giratorios y con cuidado de no clavar las uñas. A
continuación, el masajista presionará sobre los músculos de los
hombros del paciente, con los tres dedos (índice, corazón, anular)
hará movimientos giratorios y tirará del hombro hacía atrás
diez veces. Después de este primer paso, el masajista buscará
el punto donde se halla la base del cuello en el paciente. Sobre
ese punto se presionará ligeramente con el dedo gordo realizando
movimiento giratorios sobre él. Finalmente se levantarán
los brazos del paciente del suelo tirando de ellos hacia atrás
ligeramente.

El siguiente punto a tratar es el cuello, para ello
nos colocaremos encima del paciente pero sin apoyarnos en él.
Se tumba al paciente sobre una superficie cómoda pero rígida.
Su barbilla debe estar pegada al suelo, en línea recta con la
columna vertebral. El brazo izquierdo lo colocará a la altura de
la cabeza y el derecho lo dejará pegado al cuerpo. (Véase dibujo
en la página siguiente) Con la mano izquierda el masajista
sujetará la cabeza, con la derecha el hombro izquierdo.
Acompasará su respiración a la del paciente y en un solo momento
de expiración realizará un movimiento de estiramiento
con ambas manos a la vez. Los huesos del cuello sonarán ligeramente
dándonos por entendido que la columna se ha colocado
correctamente. Después repetir la operación en el otro hombro.

Este método es especialmente eficaz contra los dolores de
hombro producidos por cansancio muscular.

Tal y como se indica en el dibujo, el masajista se colocará
tras el paciente sin apoyarse en él. Con el dedo gordo presionará
fuertemente sobre ambos lados de la columna vertebral. Especialmente
sobre las vértebras dorsales cinco y seis. Con el
canto de la mano, de ambas manos, golpeará unas cien veces en
los músculos que se extienden a lo largo de la columna. Finalizada
esta parte, colocará ambas manos sobre el centro de la
columna y dejando caer su peso presionará unas diez veces.

A continuación se colocará el brazo izquierdo del paciente
sobre su propia espalda, con cuidado de no forzar el movimiento,
(la palma de la mano quedará hacia fuera). Con el dedo gordo
se ejercerá presión en los músculos del hombro hasta recorrer
todo el brazo, repetir de cinco o seis veces. Luego el otro
brazo. Después, el paciente colocará su rodilla izquierda doblada,
como una rana que fuera a saltar. El masajista colocará también
su rodilla izquierda sujetando la pierna del paciente. Con
la pierna derecha apretará ligeramente de diez a doce veces sobre
la parte posterior del muslo derecho. Repetir la operación
en la otra pierna.
El paciente sigue tumbado boca abajo. El masajista se
coloca sentado de rodillas a su lado derecho y con la muñeca
izquierda presionará desde la base del muslo en los glúteos hasta
el tobillo. Repetir unas diez veces en ambas piernas.

El masajista colocará una pierna del paciente sobre la otra.
Moverá en primer lugar el tobillo y luego todos los dedos en
sentido circular. Repetir en la otra pierna. Acto seguido, con
los tobillos juntos el masajista llevará ambas piernas del paciente
con cuidado hasta que los dedos toquen los glúteos. Repetir
tres veces aumentando la presión. A continuación, como
en el movimiento anterior, el masajista levantará tres veces la
pierna derecha del paciente con su mano izquierda al tiempo
que presiona sobre la cadera. Repetir en la pierna izquierda.

El paciente está tumbado sobre el costado. Con la mano
derecha se sujeta su hombro derecho y con la mano izquierda
se sujeta su cadera desde atrás. En un solo movimiento, cuando
el paciente expul sa el aire, ambas manos del masajista
realizan un movimiento rápido y preciso. La mano derecha hacia
delante, empuja el hombro y la izquierda tira de la cadera
del paciente hacia dentro.
* Modo de colocar los huesos de la cadera

Para tratar el aparato digestivo el paciente se encuentra
boca arriba. El masajista se arrodilla a su derecha. Con la mano
izquierda presiona ligeramente en la parte derecha de sus costillas.
Algo más abajo se encuentra el hígado donde se presionará
ligeramente con la punta de los dedos unas treinta veces pero,
manteniendo la presión algo más de tiempo. Se realizará la
misma operación en el lado contrario con especial atención a
las vísceras. Después se presionará ligeramente con los tres
dedos de arriba a abajo desde el estómago hasta el ombligo. Si
en ese recorrido el paciente se queja, presionar ligeramente el
punto de dolor hasta que éste desaparezca porque ahí se encuentra
el origen de la enfermedad. Si el punto de dolor se encuentra
en los alrededores del ombligo, la enfermedad afecta a
la vísceras del paciente. En esa misma postura, el paciente dobla
sus rodillas sin llegar a tocarse el pecho. El masajista presionará
ligeramente con ambas manos los contornos intestinales
unas treinta veces. A continuación el paciente estirará las
piernas.

El masajista levantará la cadera del paciente metiendo
sus piernas debajo de él. En esta posición, presionará unas treinta
veces la parte que comprende desde el ombligo hasta la boca
del estómago. Repetir la presión el mismo número de veces en
el bajo vientre.

Para tratar problemas en la presión arterial, dolores de
cadera e incluso dolores nerviosos recomiendo lo siguiente. El
paciente en el suelo se sujeta las rodillas abrazándoselas pegadas
al pecho. Desde esa posición con el peso de su propio cuerpo,
el masajista empujará las rodillas del paciente tres veces. A
continuación el masajista se colocará encima del paciente y sujetándolo
por la cadera, lo levantará tres veces del suelo. Cada
vez que lo deposite en el suelo debe hacerlo suavemente. El
siguiente paso consiste en que el paciente se siente en el suelo.

Desde esta posición con las piernas extendidas deberá tocarse
la punta de los pies con ambas manos. Desde atrás, el masajista
sujetará la parte del estómago del paciente y le dejará caer su
propio peso sobre la espalda unas cinco veces. En la misma
posición, el masajista colocará sus manos sobre las piernas del
paciente y le hará repetir el mismo ejercicio tres veces más.
Acto seguido, el paciente se sentará de rodillas ofreciendo sus
manos por encima de la cabeza. El masajista tirará suavemente
de sus brazos obligando al paciente a tumbarse de espaldas con
las rodillas flexionadas dos veces. Una vez incorporado, el paciente
se colocará las manos en la nuca con los brazos abiertos.
El masajista pasará sus brazos debajo de las axilas del paciente
y con sus manos tras la nuca del paciente, empujará ligeramente
hacia delante.

En esa misma posición de «seiza» el paciente extenderá
despacio sus brazos hacia atras, arriba y a ambos lados diez
veces. En el siguiente paso, el paciente tiene su brazo derecho
extendido hacia atrás. El masajista introducirá su brazo derecho
por debajo de la axila derecha para sujetar el hombro del
paciente. Con la mano izquierda, el masajista empujará la base
de las cervicales al tiempo que tira del hombro derecho. Repetir
la misma operación en el lado contrario otras tres veces. Acto
seguido, por la espalda del paciente se le cogen los brazos por
ambas muñecas y tras subirlos hasta los hombros se dejan caer
por su propio peso. Si después de estos ejercicios el paciente
todavía tiene hinchada alguna parte de su columna vertebral,
aconsejo untarla con clara de huevo y tomar algún preparado
vitamínico a base de verduras.

 

KAKUSHI & SOKUTOKI

KAKUSHI
(DEDO DE CUERNO)

Según los documentos de transmisión histórica, existen muchos
nombres para este utensilio. En el Togakure-ryû, se conoce como
Kakushi. En cualquier caso, no hay mucha diferencia con un anillo. Es un
arma oculta utilizada principalmente por una Kunoichi.

El anillo de hierro tiene pinchos afilados que sobresalen de él.
Cuando uno agarra la mano del adversario, los pinchos afilados del arma
perforan rápidamente un arteria, dándole al arma un gran poder de ataque.
Incluso si no es posible hacer una herida letal rompiendo la arteria por
donde se derrama sangre, si uno agarra la mano del oponente con mucha
fuerza, debido al dolor el oponente gritará y perderá la compostura. Si
uno luego aplica Atemi (golpear el cuerpo», golpes a los puntos vitales).
Se pude dar un golpe letal.

El Nekote (manos de gato) es un arma oculta llevada en cada uno de los
cinco dedos de ambas manos. Cada pieza tiene un clavo afilado pegado.
No es de uso limitado para las Kunoichi, y se puede usar libremente por
el Ninja para escalar a una lugar alto o luchar con el enemigo. Se pueden
utilizar para herir gravemente la cara, o cortar y golpear puntos vitales
utilizando el poder del Koppôjutsu o del Kosshijutsu del Taijutsu. Como
el Kakushi y el Nekote son armas ocultas pequeñas, se pueden guardar
fácilmente en un bolsillo o en la manga. Las armas ocultas nacieron del
alcance libre de la mente del Ninja que mientras acondicionaba sus manos
y dedos como armas utilizaba objetos duros y afilados de forma rentable.

SOKUTÔKI
DISPOSITIVOS RESPIRATORIOS

El Sokutôki es un arma oculta más que un Ningu. Es una caja con
bastante laca incrustada, teniendo una pieza bucal extraíble. Se colocan
polvos cegadores o veneno líquido en la caja y entonces se sopla sobre el
oponente. A primera vista sólo parece una bonita caja de incienso.
La composición del polvo cegador pude ser diverso. Está hecho de
limaduras de hierro, esmeril, nux vómica (Machin), plomo y similares
molido como polvo fino, y polvo de origen animal o vegetal. Machin (en
chino Maqian, nux vómica) en lengua china significa árbol alto de hoja
perenne de la familia Loganiaceae común de la India y otros lugares, la
semilla que contiene los alcaloides es un veneno poderoso. También se
solía hacer de veneno de rata y estimulantes.

El Sokutôki se utiliza para llevar polvos cegadores, soluciones
venenosas o similares en la caja, colocando la boca en la pieza bucal y
soplando los contenidos con fuerza sobre el oponente para derribarlo. Se
puede considerar un ejemplo de Ningu decorativo.

El Ninja también usaba objetos más familiares de esta forma. Por
ejemplo, usaban una combinación de papeles doblados que cuando se
soplaba permitía pasar el aire. También se puede usar un tubo. Las pipas
de fumar y similares también se usaban. El Sokutôki es una especie de
accesorio florido.

(libro guerras feudales y ninpo publicado por seigan ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com

KUNOICHI NO NINGU

KUNOICHI NO NINGU
UTENSILIOS DE LA PERSEVERANCIA SUTIL
DE LA MUJER NINJA

Estos incluyen los Ningu de la Kunoichi teniendo la forma de las
partes pudendas femeninas y del falo masculino. Hay un objeto ritual
utilizado en Tategawa-ryû del Sadô Mikkyô (doctrina esotérica del camino
de la izquierda (del budismo)), un Dokkosho («mortero con una hoz», un
tipo de Vajira), en donde se dice que es la forma de la unión masculinafemenina.

Viendo el sexo humano como la base del continuo creciente, el
universo en contante cambio, lo utilizaban como una herramienta ritual
para el rezo.

En el Ninjutsu, uno se amonesta severamente cuando una persona
ahogada en el deseo sexual pierde su poder como Shinobi. Más que eso,
uno hace uso del deseo sexual al máximo límite. Se hizo plenamente uso
del golpear el Kyo3 del oponente, penetrando en eso Kyo para alcanzar el
Jitsu, la extensión, la novedad o el divertimento, el engaño mutuo, la
variación poseída por le deseo sexual.

Estos Ningu de la Kunoichi son un ejemplo de ello. Con el utensilio
en la mano derecha teniendo forma de las partes pudientes femeninas, es
seducida la atención del oponente. Atento a cuando la mente del oponente
se vuelve relajada y laxa, el oponente es golpeado en el ojo, boca, pecho,
ceja o similares con el utensilio en el lado izquierdo teniendo la forma del
falo masculino. Algo hecho para parecer débil de repente se transfigura en
un arma poderosa. Una risa o una sonrisa llena de alegría cambian de repente
a una ferocidad de una fuerte puñalada aguda y mortal. Las armas ocultas
hacen uso de una mente distraída relajada e inconsciente.

(Libro guerras feudales y ninpo de seigan ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com


 

TEKKEN

TEKKEN
MANOPLAS

Estas son armas escondidas sostenidas en la mano. Agarradas
con los cinco dedos, se utilizaban para aplastar, golpear o dar un puñetazo
al adversario. También se podían usar para bloquear la espada de un
atacante. La mayoría estaban hechas de hierro forjado. Eran fuertes y
duras.

Estas armas pueden tener una gran variedad de formas. También
existen unas que se pueden poner en un solo dedo. Algunas se combinaban
con el uso como acero que golpea fuego. El poder del Taijutsu (técnicas
del cuerpo) muy desarrollado del Ninja, los puños y el Shutô (mano de
espada) se multiplica con el Tekken, manifestando una fuerza
tremendamente dañina en combate.

El Tekken en forma de anillo se llama Tsunode o Haka no Tsume
(garras de halcón). De entre las armas ocultas son los más pequeños,
pero si se clavan en una arteria en los brazos o el cuello del oponente, son
armas terribles que pueden causar la muerte del oponente en el espacio
de un segundo. Un Tsunode llevado en el dedo medio es lo más discreto
de los Ningu. El Tsunode también se llamaba Kakushi (dedos de cuerno).
Tanto el Tekken como el Tsunode se usaban en ambas manos más que
sólo en una. Tanto el Tekken como el Kakushi son armas ocultas utilizadas
para golpear y dar puñetazos. A primera vista, un Tekken puede parecer
simplemente un eslabón para golpear y el Tsunode parecer un simple anillo.

Los Nekote (manos de gato) son un arma de hierro hechos a
semejanza de las garras de un gato, utilizadas como utensilio de escalada
y para luchar con el adversario.

(Del libro Guerras feudales y Ninpo publicado por Seigan Ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com

WAKIZASHI & SHIKOMIZUE

WAKIZASHI TANTÔ
ESPADA CORTA CON ARMA DE FUEGO

La mayoría de los Ningu son armas ocultas, pero la serie de armas
Shinobi descritas aquí son especialmente aquellas que no pueden enseñarse
de un vistazo lo que realmente son.

Observándola desde el exterior, simplemente parece un Wakizashi
(Espada corta). Sin embargo, una vez desenvainada, sale una pistola
pequeña en vez de una hoja de espada. La hoja se convierte en el cañón
de la pistola. Si se acciona el gatillo en el mango, dispara un proyectil.
Hay muchos casos en los que un arma de fuego corta se camuflaba
como algo diferente. Por ejemplo, existen artefactos en donde una pluma
para escribir cartas y la caja portátil que contenía tinta se convertían en
una pistola pequeña. También hay pipas que se transforman en pequeñas
pistolas. Estas pistolas pequeñas eran la mayoría de las veces de un solo
disparo tipo avancarga.

Las espadas cortas con arma de fuego no eran sólo para disparar.
El Ninja podía usar libremente la espada corta con pistola de una manera
similar al Juttejutsu (técnicas de porra) o al Tessenjutsu (técnicas de
abanico de hierro). Bastaría con golpear un punto vital del oponente. Las
espadas cortas con pistola se usaban como utensilios de metal. Además,
aunque un Wakizashi Teppô (Espada corta con pistola) sólo podía tener
un disparo, uno puede continuar usándola como si estuviese cargada,
amenazando al oponente y haciendo uso del miedo psicológico hacia la
imagen de un arma de fuego.

SHIKOMIZUE
BASTONES CARGADOS

Los Shikomizue eran bastones que se parecían a los que llevaban los
monjes, los Yamabushi o los Komusô, pero tenían una espada, una cadena
y un peso, ganchos o similares dentro. También habían Shikomizue con
lanzas las cuales se encajaban en el bastón.

Según el Shôninki (registros verdaderos del Ninja), el Shinobi tenía
siete métodos de disfraz. Llamado Shichihô-de (siete métodos de salir),
estos incluían las formas de un Komusô (monje mendigo Zen), Shukke
(monje), Yamabushi (asceta de la montaña), Shônin (mercader), Hôkashi
(juglares y artistas callejeros), Sarugakushi (actores de teatro Noh), y la
forma normal. Va a decir: Generalmente, para las personas llamadas
Shinobi, era fundamental que los demás no supieran quiénes eran, razón
por la cual camuflaban su apariencia. Para una persona disfrazada
habilidosamente a la manera de un Shinobi, incluso su hermano tendría
dificultad en reconocerlo. Y además: 1. La forma normal. Esta se crea por
medio de objetos adecuados. (Shôninki, Primer volumen).

En consecuencia, de entre las varias formas de disfraz del Ninja, el
arma escondida Shikomizue era en particular el bastón llevado por el
Komusô «llevando un sombrero de zarzo», el Shukke «dejar acercarse
tanto a hombre como a mujeres», el Yamabushi «llevando una espada o
una espada corta, además de dejar acercarse tanto a hombre como a
mujeres», en los que se ajustaban varias armas.

(Libro guerras feudales y ninpo publicado por Seigan Ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com

KAKAE-OOZUTSU TO SODEZUTSU & FUKIYA

KAKAE-OOZUTSU TO SODEZUTSU
MORTERO GRANDE DE MANO Y
MORTERO DE MANGA
Los diferentes utensilios usados para el Kajutsu (técnicas de fuego)
son los utensilios que muestran el poder más grande dentro de los Ningu.
Estos artefactos se ampliaron desde métodos para maximizar la utilidad
del fuego, métodos para evitar que el fuego se extinga durante largo tiempo
y métodos para permitir llevar el fuego durante largo tiempo, a incluir
métodos para preparar y usar sustancias pirotécnicas. En áreas que van
desde hechas de Noroshi (señales de fuego) usadas para señalar a la
manufactura de morteros grandes y armas de fuego, la profunda y amplia
implicación del Ninja es un hecho histórico indiscutible. Incluso se podría
considerar que el mayor legado del Ninja fue en el área del Kajutsu.

El Kakae-oozutsu, hecho de pegar tanto como nueve láminas de
papel duro, difícil de romper, sobre un tubo de madera y aplicando barniz,
eran grandes morteros utilizados para intimidar más que para hacer heridas
graves. El Sodezutsu o mortero de manga es un mortero de tamaño
pequeño que es fácil de llevar.

Los Kayaku («drogas de fuego», preparaciones pirotécnicas) eran
casi todos de pólvora negra. Se preparaban combinando salitre, azufre y
carbón. Se cargaba amianto, limaduras de hierro y pólvora negra en el
barril y se disparaba.

El Nagedeppô (arma de fuego arrojadiza) corresponde a las
granadas de mano de hoy en día; se rellenaban con limadura de hierro y
pólvora en una bola redonda y se lanzaban.
El Uzubemi (fuego enterrado) era un tipo de mina terrestre, y
explotaba cuando el enemigo la pisaba. El Kajutsu del Ninja que asusta
al enemigo con un gran estruendo, luz y humo dio nacimiento a muchas
armas de fuego, arcos de fuego y similares.

FUKIYA
CERBATANA
Las Fukiya eran pequeños utensilios del Shinobi utilizadas para
herir o matar, para la intimidación y la comunicación. Eran significativamente
más cortas que las que usaban generalmente los cazadores. Entre las cosas
que utilizaba como tubos cerbatana, por medio de equipamiento camuflado
que engañaba a ojos del oponente, eran tubos de cerbatana hábilmente
camuflados bajo un Yokobue (flautas en cruz) y un Shakuhachi (flautas
con extremo de bambú). Era una estratagema en la cual podía parecer que
uno tenía una flauta para permitir a uno apuntar y herir o matar al adversario.

Los dardos usados en las cerbatanas consistían en una aguja con un recorte
en la parte trasera que permitía coger el soplo de aire. Los dardos también
se utilizaban para comunicarse enrollando un trozo de papel que contenía
información sobre alguna situación en el borde. Aunque los dardos de la
cerbatana no vuelan muy lejos, para acertar con seguridad en el enemigo,
son un Ningu de ataque por sorpresa extraordinariamente precisos. Se
utilizaba veneno líquido empapando el borde y penetrando en el cuerpo
del oponente a través de la aguja , hiriéndolo o matándolo. Aplicando el
veneno cuidadosamente en la punta del dardo de la cerbatana podía también
poner en peligro la vida del oponente.

El Fukiya no sólo se utilizaba para golpear al enemigo. Si había
algún animal cerca del oponente, se podía apuntar un dardo al animal,
distrayendo la mente del oponente. Se podía hacer uso también del fuerte
viento abrir puertas corredizas, hacer ruido y agitar al oponente.

(Del libro Guerras feudales y ninpo publicado por seigan ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com

KUNAI, SHIKORO, HEIKI, TOKI, HASHIGO & SUIKI

KUNAI TO SHIKORO
KUNAI Y SHIKORO
El Kunai («sin problemas») es una herramienta Ninja utilizada
para excavar, montar una antorcha, o como espada corta o un Shuriken.
Dependiendo del tamaño, hay el Daikunai grande y el Shôkunai más
pequeño.

El Tobikunai (Kunai volador) era un Kunai que tenía un
Kaginawa (cuerda con gancho) largo o similares unido y se lanzaba.
También hay Tobikunai con mangos largos, en la cual se combinaba una
barrena de mano redonda y una hoz pequeña, o similares, los cuales se
usaban ambos para hacer agujeros y como armas. También hay casos en
donde un bulto de fuego como paja, hierba, un trozo de madera o una
antorcha se colocaba sobre el Kunai y se usaba para el Katon (evasión
con fuego). A la vez que es una herramienta para romper y abrir, es también
un arma de combate.

El Shikoro es una sierra hecha para permitir atravesar casas, suelos,
vallas, muros y similares. Tal y como en el caso del Kunai, dependiendo
del tamaño, hay el Daishikoro (sierra grande), el Chû-shikoro (sierra
mediana) y el Shô-shikoro (sierra pequeña). Teniendo filo a ambos lados,
es un utensilio para romper usado para crear, ensanchar o serrar en un
hueco para hacer un pasadizo para entrar. Del mismo modo como otros
utensilios Ninja, es utilizado de varias maneras como arma de combate.


HEIKI
HERRAMIENTAS DE CIERRE
Los Heiki son utensilios usados por el Ninja para cerrar tabiques
deslizantes rápidos, paneles Shôji, puertas, ventanas y similares en la casa
del enemigo en los que el Ninja ha entrado subrepticiamente, haciendo
imposible la entrada al enemigo. Estos incluyen el Kasugai (abrazaderas)
de diferentes tamaños y formas, utensilios con forma de grapa para cerrar
puertas con los extremos doblados en ángulos correctos y similares. Las
herramientas de cierre dan el poder de mantener a los ocupantes de la
habitación cuando uno ha entrado para escapar, evitando que los refuerzos
entren desde exterior, para evitar que cualquier oponente pueda entrar
por cualquier camino o lugar en el que uno pueda estar.

El siguiente artefacto fue también fabricado para usarlo en vez de
la herramienta de cierre de puertas. Se estiraba una cuerda fina por encima
de una puerta corrediza y se ataba una campana al extremo de la cuerda.
Si no una campana, se podía atar cualquier cosa que hiciese ruido. Cuando
el oponente empezaba a entrar, hacía un ruido, alertando inmediatamente
a uno de la presencia del enemigo.

El Ninja usaba sus utensilios libremente; no se usaban para un
solo propósito. El Ninja no veía sus utensilios de una manera fija. Por
ejemplo, se puede considerar que las herramientas de cierre de puertas
podrían ser abiertas por el adversario. De este modo, en vez de
herramientas de cierre de puertas, había casos en donde se soltaban
animales como perros o gatos. Para desarrollar el éxito sentido y anticiparte
a las acciones del enemigo, se evitaba la rigidez.


TÔKI
UTENSILIOS DE ESCALADA
Estos son Ningu para escalar. Empezando con el Tekagi (ganchos
de manos)y Ashikagi (ganchos de pies), estos también incluyen utensilios
como el Kaginawa (cuerdas con gancho), Uchikagi (ganchos de agarre),
Musubinawa (cuerdas con nudos) y Hashigo (escaleras). Estos son
utensilios Shinobi para escalar con habilidad muros de piedra, castillos,
árboles, vallas y similares.
Los ganchos están todos hechos de hierro fuerte. Los ganchos
servían como peso para permitir lanzar alto la cuerda y asegurarla sobre
las cosas. Por este motivo, se empleaban los Uchikagi de varias formas
dependiendo la aplicación. Para hacerlos pasar todo lo desapercibido
posible, se hacían de color negro para evitar que brillasen.

La cuerda se podía hacer de cualquier cosa, de algodón o cáñamo,
con tal que no se rompiese. También había cuerdas hechas de pelo de
animal o de mujer. Estos aumentaban de fuerza cuando se mojaban. Las
cuerdas de gancho con Uchikagi o Orikagi (ganchos doblados) tenían
cuerdas con nudos en los nudos en los cuales se podían poner los pies o
los dedos para escalar o bajar, y también se usaban para moverse de
árbol en árbol o de tejado en tejado o para enganchar y atrapar al oponente
escondido en un árbol alto. En el Yasuda-ryû, se dice que el Kaginawa
se usaba para colgarse en los techos. A veces se empleaba, en vez de un
gancho de agarre, un peso de la botella de calabaza con una forma en
particular, haciendo uso de la fuerza de la gravedad de la botella de
calabaza. También se usaba a veces el Kumo Kumade (garfios de araña)
con poleas.


HASHIGO
ESCALERAS
La escalera del Ninja es un elemento importante dentro de los
Ningu, y es considerado que es un Omote-dôgu (herramienta exterior o
frontal). Haciendo nudos a la cuerda, insertando piezas cruzadas en los
nudos, atándolos a tubos de bambú y similares, se inventaban varios tipos
de escaleras apropiadas para diferentes aplicaciones. Podían sostener cosas
o personas y permitir a uno subir o bajar. Añadiéndoles cierres de metal
como pesos o ganchos de agarre a ambos lados de la cuerda, los usos de
la escalera podía ser diverso, permitiéndole también emplearla como arma.

Esta escalera cómoda y práctica podría ser llamada una escalera-arma.
Usar la escalera como arma incluye hacer uso de las técnicas del
Kusarigama para enrollar y encordar el peso o el gancho de agarre al
cuerpo del oponente. La escalera también se puede usar para señalar o
comunicarse dejando el peso o gancho en el extremo de la cuerda por
fuera o por dentro de una valla cuando una haya entrado subrepticiamente,
o usada para la comunicación atando los ganchos a las ramas de los árboles
y tirando y sacudiendo, o para hacer ruido y escapar.

Por lo tanto, una escalera se usa para más que solamente mantener
el cuerpo para subir o bajar. Junto con el Ura-waza (técnicas del interior
o de la parte de atrás) de su uso en combate o escape, el Omote-waza
(técnicas del exterior o frontales) y el Ura-waza de la escalera del Shinobi,
se puede integrar en principio como utensilio externo. El arte de la escalera
del Ninja nació de esta forma.


SUIKI
UTENSILIOS DE AGUA
Los utensilios de agua incluyen utensilios submarinos utilizadas
cuando se sumergía y utensilios de superficie para cruzar por encima del
agua. Estos utensilios de agua ayudan al Ninja en su Taijutsu subacuático
y en la superficie del agua y en el entrenamiento acuático.
Primero, de entre los Suiki para pasar por encima de superficies
acuáticas, está el Ikada (balsa) y el Kama-ikada (balsa en forma de tetera)
hecha de juntar cañizos. Atados juntos, se pueden llevar fácilmente. Luego
está el Take-ikada (balsa de bambú) hecha a base de unir piezas de bambú.
También está el Mizu-gumo (araña de agua), parecido a un cinturón de
seguridad en donde se frota brea (resina de pino) en bolsas hechas de piel
de caballo llenas de aire, y las cuales se usa montándolo a horcajadas.

Está el Hasami-bune (bote ensamblable) o el Tatami-bune bote
plegable) el cual cuando se desmonta toma forma de cajas y una tabla
larga. El Taru-bune (bote de barril), en el cual se usan dos barriles con un
Shinobi-kai (remo Shinobi) para cruzar pantanos, es también uno de los
utensilios de agua. Todos ellos son transportables y hacen que la persona
cruce fácilmente el agua.

De entre los utensilios subacuáticos, está el Mizu-zutsu (tubo de
agua, también conocido como Suizutsu, tubo de respiración), hecho de
bambú hueco, con el cual el Ninja sumergido coloca en su boca para
respirar aire, además de varios artefactos de flotación los cuales el Ninja
que nadaba subrepticiamente ataba a su cuerpo. Los Ningu son todos
soportes que ayudan en el Taijutsu por el cual el Ninja manifiesta su
poder.

(libro guerras feudales y ninpo publicado por seigan ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com

SHURIKEN, TEKAGI, ASHIKAGI, MAKIBISHI, YUMI & YA

SHURIKEN

ESPADAS DENTRO DE LA MANO

Las técnicas de lanzar piedras para derribar a un oponente han

existido desde tiempos antiguos. Hace mucho tiempo, este arte de lanzar

piedras se llamaba Hôseki.

Con el paso del tiempo, como se recoge en documentos como el

Heike Monogatari y el Yoshitsune-ki, la forma eventualmente cambió a

Inji, es decir, a Teppan-nage (lanzar láminas de hierro). Estas técnicas de

lanzar láminas de hierro para matar o herir a un enemigo tendrían

sucesivamente una fuerte influencia en el arte de lanzar la espada (Tôken

no Jutsu), de lanzar el bastón (Nagebô no Jutsu) y similares.

El Shuriken del Ninja toma varias formas dependiendo de la

escuela o linaje: algunos tenían forma de un Tantô (cuchillo de un solo

filo), otros de barra o de espadas de doble filo, otros con forma de horquilla

decorativa, de Shuriken de cola de golondrina con la parte de la cola

afilada y dividida en dos, en forma de cruz, otros con una esvástica cuadrada

o con forma de ocho puntas, otros plegables, etc.

El Shuriken de Togakure-ryû incluye el Senban (lámina afilada),

el Happôken (Shuriken de ocho puntas), el Bôshuriken (Shuriken de

barra), etc., pero en particular los Senban, los cuales son láminas de hierro

cuadradas con un agujero en el centro que se puede usar para sacar uñas

y un filo en el borde exterior, el cual uno no se daría cuenta inmediatamente

de que fuesen armas peligrosas, eran los más adecuados como Ningu.

Aunque existe una teoría que dice que cuanto más pesado se siente el

Shuriken, mejor volará, por el contrario, los más delgados volarán y

golpearán mejor el objetivo y son más cómodos de llevar. Comparados

con los Shuriken con una hoja limpia, los oxidados parecen menos armas,

y también tienen el efecto de agravar la herida.

TEKAGI (SHUKÔ) TO ASHIKAGI

(ASHIKÔ)

GANCHOS DE MANOS Y GANCHOS DE PIES

Los Tekagi y Ashikagi son utensilios Ninja para escalar árboles,

pero como otros Ningu, eran utilizados no sólo para un propósito sino de

forma siempre cambiante de varias formas.

El Tekagi, con sus garras afiladas salientes, puede herir o matar al

oponente cuando es agarrado. Pueden agarrar y parar la hoja de la espada

del adversario con fuerza. Se utilizan como utensilios para escalar árboles

altos. También se pueden utilizar para excavar hoyos. Apoyado por la

magnífica fuerza del Taijutsu (arte de usar el cuerpo), el Ningu cambia a

diferentes armas.

Los ganchos de pies, al igual que los ganchos de manos, se pueden

usar para patear al oponente o escalar. Escalar no sólo incluye árboles,

casas o vallas: también uno puede escalar el cuerpo del oponente.

Los Tekagi y Ashikagi son uno de los Ningu de la transmisión

secreta de Togakure-ryû, y existe un método de lucha usando estos

ganchos de manos y pies. También se usan para escalar muros de piedra

y similares.

La mayoría de los Ningu estaban fabricados en su mayoría a mano

por los propios Shinobi con su idea y diseño original. Los Ningu fueron

creados para hacer un uso habilidoso de las cosas alrededor de uno mismo.

Los ganchos de manos y de pies, nacidos del Tekkô (guanteletes

japoneses cubriendo el dorso de la mano) pueden ser un Ningu que fue

ideado basado en una herramienta de granja usada en la vida cotidiana.

MAKIBISHI

DISPERSIÓN DE ABROJOS

Esto es un Ningu el cual el Ninja podía esparcir en el camino del

enemigo cuando escapaba. Para los abrojos, se usaba la fruta seca de las

castañas de agua que crecen en el agua.

En el caso del Tetsubishi (abrojos de hierro), existen los que están

hechos con soldadura, dividido en tres patas. Cada una de las patas tiene

una lengüeta, tal que cuando se clave en el pie del adversario no saldrá

fácilmente y la herida se expandirá mucho. En el Togakure-ryû, también

hay los Tetsubishi con pinchos extendidos en nueve direcciones.

Los abrojos no sólo se esparcían para entorpecer al oponente:

habían casos también en los que se lanzaban como Shuriken.

Existe la teoría de que los Ningu son un tipo de tratamiento o

disposición con respecto a la distancia. Mover ligeramente el cuerpo desde

cierto lugar a otro, y evitar que el adversario pueda moverse mucho, esto

es Ningu. Los abrojos, con el sonido del poder del Taijutsu del Ninja,

podrían convertirse en una especie de arma.

Con cualquier objeto, los Ningu simplemente se toman como base.

Los Ninja no están limitados solamente a objetos concretos. Si no hay

abrojos, uno puede ver que se puede derramar aceite, o esparcir fragmentos

de piedra. Presta atención a la manera de usarlos, no te limites a los objetos.

 

IGADAMA

BOLAS DE IGA

Los Igadama son Ningu que se esparcen, parecidos a los abrojos.

Patas en forma de arpón son mantenidas por una bola redonda. Se utilizaban

para confundir al enemigo perseguidor, bloqueando la ruta del adversario,

o lanzándolas al oponente.

Los Dokubarinage (lanzadores de agujas venenosas) fueron

diseñados para usarse con el mismo propósito. Algunos Rakkyô (un vegetal

parecido a los chalotes) cercanos se preparaban empapándolos en una

solución venenosa y luego atravesados con agujas. Estos tenían muchos

usos diferentes además de lanzarlos o dejarlos para que el adversario los

pisase. Por ejemplo, la Kunichi guardaba unos cuantos en la manga del

kimono y los usaba para clavarlos sobre el oponente. Los Idagama y los

abrojos son Ningu utilizados para el movimiento del oponente.

Esencialmente, eran un tipo de obstáculo colocado para parar los pies del

oponente.

Se puede derramar cera de vela para hacer la superficie

resbaladiza, o se puede dejar caer una botella rota de Sake. O uno puede

dejar caer un candelero para hacer que el oponente tropiece y caiga.

Mientras paras los pies del oponente, hazle perder su compostura o

incapacítalo para moverse, se puede usar cualquier cosa.

Los abrojos, los Idagama y demás eran usados por el Ninja no

sólo para escapar sino también para luchar con efectividad al llamar al

adversario a uno mismo, por lo cual, por ejemplo, mientras está en el

techo, uno puede atraer la atención del adversario hacia uno mismo,

haciendo que el adversario olvide la parte inferior de sus pies.

 

YUMI TO YA

ARCOS Y FLECHAS

El Ninja usaba un arco corto (Hankyû medio arco) para hacerlo

más fácil de llevar. También habían flechas pequeñas hechas de tal manera

que podían además plegarse.

Existían muchos tipos de flechas disparadas con el Hankyû. Habían

flechas de fuego (Hiya) las cuales tenían un tubo con explosivos atado

justo debajo de la punta, con una mecha atada en la parte de atrás, por lo

cual los explosivos salían cuando la flecha golpeaba el lugar donde estaba

el oponente. Las Hiya no sólo se usaban para encender fuegos sino también

para señalar, iluminar y cosas así.

 

La Kazagurumaya (flecha de molino), cuando era disparada por

un arco, tenía hojas unidas justo detrás de la punta, lo que la hacía girar

como un molino, por lo cual las chispas del material pirotécnico unidas en

la parte delantera se esparcían, haciéndola parecer un Hitodama (espíritu

de una persona muerta; también, una estrella fugaz), la cual se usaba como

estratagema para generar caos en la mente de las personas.

También había flechas explosivas (Bakuhatsuya) las cuales hacían

mucho ruido cuando se explotaban. Oír de repente un horrible estruendo,

un caballo se asustaría y daría sacudidas, por lo cual el jinete guerrero se

caería del caballo. También se usaban las flechas con puntas recubiertas

con veneno. La arquería del Ninja se usa para estrategias de Katon

(evasión con fuego), por lo cual se hace uso del fuego para perseverar en

cuerpo y mente, ingeniar, amenazar, herir y matar, y similares.

Los arcos y flechas se llevaban en un tubo de bambú (Takezutsu). Los

arcos también metían en paja y se llevaban amarrados con una cuerda

para hacer posible tirar rápidamente

(Del libro Guerras feudales y Ninpo publicado por Seigan Ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com

KUSARIGAMA, YARI, BISENTO Y NAGINATA

KUSARIGAMA
HOZ CON CADENA

(Foto: Kyosketsu shogue/HatsumiSensei/Nodashi/Japón)

 

En el Togakure-ryû esto se puede dividir ampliamente en
Kyoketsushoge, dos tipos de Oogama, Kaen Kusarigama y el
Kusarigama normal.

El Kyoketsushoge («saltar, atravesar montañas, pelo para cruzar
el agua») es un arma que apareció antes que el Kusarigama.
Kyoketsushoge es una palabra que expresaba el significado de correr
libremente, saltar a través de las montañas y campos. En un extremo tiene
la forma de un Kamayari (lanza de hoz), y al otro extremo tiene un aro
metálico atado. El arma se completaba atando estos dos a una cuerda de
pelo. Para darle fuerza, la cuerda de pelo estaba hecha de pelo de caballo
o de mujer. El Oogama (hoz grande) viene en dos formas. Una tiene la
forma de una hoz normal. La otra tiene una lanza unida al extremo de la
hoz. Esta lanza se puede usar para clavar o cortar. La longitud de la cadena
era de dos Ken (12 pies), y el peso tenía nueve protusiones. La cadena
del Kyoketsushoge es de un Jô ocho Shaku (17.9 pies).

El Kaen Kusarigama (hoz con cadena en llamas) es otro nombre
para el Kogama (hoz pequeña). La longitud de la cadena es de nueve
Shaku (9 pies), y la hoz es pequeña, como lo es su peso, cerca del cual
hay un líquido inflamable dentro de una cáscara de huevo vacía, la cual se
golpea sobre el oponente. Cuando la carga se rompe, funciona liberando
una carga de sal o Metsubushi. El Kogama está hecho de tal manera que
es fácil para engancharse a las cosas, y se puede usar para enganchar las
extremidades o el cuello del enemigo, o usar la hoz como gancho,
empleándolo como utensilio de escalada para escalar paredes y vallas.
Con una hoz o guadaña normal, no podrían sospechar de uno cuando se
disfraza de granjero.

YARI
LANZAS

(Foto: Una charla con mi Maestro/HatsumiSensei/Nodashi/Japón)

El Yari del Ninja difiere de la lanza normal. Una hoz se puede
proyectar desde la punta de la lanza. De este modo es más fácil enganchar
cosas. Aunque la lanza como arma está pensada para no ofrecer muchas
variaciones, este Kamayari (lanza de hoz) utilizado por el Ninja presenta
una variedad de funciones. Se puede utilizar como utensilio para escalar
con facilidad una valla alta, o para columpiarse libremente de árbol en
árbol enganchándolo rápido en una rama del árbol. Se puede utilizar para
enganchar el cuerpo del adversario y derribarlo, o enganchar el arma en
las manos del oponente y desarmarlo. Se puede usar para coger un pescado
del río para comer, o poner una carga en el gancho y llevarla.
Aunque una lanza se usa generalmente para clavar y apuñalar, la
lanza Shinobi se utiliza para múltiples propósitos, tales como enganchar a
la vez que clavas, o enganchar y derribar.

El polo de una lanza con un extremo doblado a forma de gancho
tiene agujeros colocados a intervalos. Insertando barras en estos agujeros
transversalmente, el Ninja creaba una escalera, la cual podía escalarse
pisando las barras. Usando los agujeros como marcas de escala, se puede
usar para medir la altura de las vallas, obstáculos y similares. Con esta
lanza, el Ninja, escondido tranquilamente en un árbol, puede atrapar un
enemigo a caballo.

BISENTÔ
ESPADA CON LA HOJA EN FORMA DE CEJA

En el Togakure-ryû existe un tipo especial de Naginata. Este es
el Bisentô. Un arma de un solo filo con una hoja larga, es bastante pesado
para agarrarlo con las manos. En vez, teniendo en cuenta de que es pesado,
se utiliza en combate para romper el casco del oponente, rajar armaduras
pesadas y similares. Se trata de un arma muy impresionante, que puede
romper la espada del enemigo o derribar un caballo.

(Foto: Hatsumi Soke entrenando bajo la atenta mirada de Takamatsu Sensei)

Según la leyenda, Izumo Kanja Yoshiteru fue derrotado por el
ejército de Fujiwra no Tadamichi, consejero jefe del emperador (1.121-
1.158) y escapó a la cueva de Inome en Izumo. Se dice que fue instruido
en este Bisentô por el maestro marcial Tang chino Tetsujôsô (Tie Zhang
Seng). Hay varias historias con respecto a esto, tales como que Yoshiteru
fue derrotado en la batalla de Heiji, fue a China y lo aprendió de Tetsujôsô,
escapó a las montañas de Iga y fue instruido por un guerrero Tang, y así,
las cuales no son necesariamente confiables, pero el que esas armas chinas
llegaron a Japón y se convirtieron en utensilios Ninja de escuelas particulares
es un hecho real.

El Bisentô es extremadamente pesado, y por eso requiere un
transporte suave y flexible del cuerpo. El Bisentô no se puede hacer girar
con las manos. Más que hacerlo girar con las manos, el enemigo es cortado
empleando y moviendo con habilidad el cuerpo.

NAGINATA
ALABARDA

(Foto: Dibujo de Hatsumi Sensei para la revista Sanmyaku Bujinkan Densho)

Originalmente la Naginata era un arma utilizada por los soldados
a pie. La mayoría de las Naginata tenían una hoja curvada hacia atrás y
una espiga hecha lo más larga posible, sobre la que se unía una empuñadura
larga, por ejemplo de hierro o cobre, la cual estaba fuertemente encajada
con un enrolle espiral. Se llevaban usando en Japón desde el periodo
Heian (794-1.192). se usaban como armas por los soldados de a pie
para segar hombres y caballos.

La Naginata utilizada por el Ninja es corta y ligera. Es cómoda
de llevar y bien adaptada para cortar al enemigo.

La Naginata que utilizaba generalmente el Ninja se cree que
consistía en una bastón de seis pies en el cual se ataba y amarraba una
daga mojándola en la sangre del oponente, la cual era usada en vez de la
Naginata en sí. A veces también se utilizaba un Ninjatô (Shinobigatana)
en vez de una daga. El Kyojitsu Tenkan y la libertad de adaptabilidad son
las bazas del Ninja. Para lograr la meta con habilidad, combinaban
libremente cualquier objeto para crear los utensilios Ninja.

La Naginata era un arma útil para cuando el hombre Ninja se
disfrazaba de mujer. Cubriéndose con ropa de calle larga por encima de
la cabeza y sosteniendo una Naginata, uno hacía que su oponente relajara
su atención y sus ataques.

La Naginata también se usaba como utensilio para cruzar por
encima de espacios y obstáculos.

(Del libro guerras feudales y ninpo publicado por Seigan ediciones)

www.pedrofleitasbujinkan.com